Entrenamiento personal Málaga

LOS PUNTOS CLAVE QUE DEBERÍAS CONOCER SOBRE EL AYUNO INTERMITENTE

reloj y comida ayuno intermitente intermitent fasting

Está en boca de todos, y al parecer, se considera como la dieta del momento. Te cuento que, en realidad, no es una dieta o pauta alimenticia, sino una herramienta que se puede utilizar para la pérdida de peso, entre otras finalidades, siempre y cuando se utilice en un contexto adecuado.

El ayuno intermitente consiste en alternar periodos de ingesta normal, lo que se llama ventana de alimentación, con espacios de tiempo donde no se come nada, llamado ventana de ayuno, que generalmente consta de entre 14 y 24 horas. El ayuno intermitente o intermitent fasting, es, en definitiva, un protocolo de horarios.

Tipos de ayuno intermitente

Hay muchos tipos de ayunos intermitentes:

Ayuno Intermitente 12/12

Consiste en ayunar durante 12 horas y comer durante las otras 12 horas del día y puede que ya lo estés haciendo sin darte cuenta.

Durante el periodo nocturno, mientras dormimos, no comemos nada (a no ser que te levantes a media noche a comer).

Una forma de empezar a experimentar los beneficios del ayuno intermitente es hacer esta estrategia, para la cual, sería suficiente que cenaras antes o desayunaras un poco más tarde. Con eso, ya podrías conseguir fácilmente la ventana de ayuno de 12 horas. Esta modalidad 12/12 de ayuno es ideal en personas que, por ejemplo, se levantan sin apetito.

Ayuno Intermitente 16/8

16-8. Es el más popular de todos. Implica ayunar durante 16 horas y dejando una ventana de alimentación de 8 horas.

¿Cuál es la mejor estrategia de Ayuno Intermitente?

que camino elegir
Hay muchas estrategias dentro del ayuno intermitente. Lo ideal sería elegir la que más se adapte a tu estilo de vida y características.

Puesto que existen otros tipos de ayunos que no son tan conocidos como los anteriores (ayunos alternos, ayunos de uno o dos días, ayunos de 24 horas a la semana, semiayunos, etc)

No existe en principio una estrategia mejor que otra de forma muy notable, por lo que lo ideal es elegir la estrategia que más te convenga por tu estilo de vida, trabajo, familia… y ahí es donde sin duda, el profesional de la nutrición es el más adecuado para asesorarte en estos casos para que obtengas los mejores beneficios posibles de esta estrategia nutricional.

¿Cuáles son los beneficios del Ayuno Intermitente?

Cuando ayunamos y dejamos pasar ciertas horas sin comer, empiezan a activarse una serie de procesos fisiológicos. En general podemos decir que:

  • Favorece la autofagia, que es un sistema de antienvejecimiento.
  • Aumenta la producción de la hormona del crecimiento humano.
  • Reduce indicadores de inflamación.
  • Reduce los triglicéridos y mejora el perfil lipídico reduciendo el riesgo coronario.
  • Puede mejorar la salud cerebral
  • Mejora la sensibilidad a la insulina y la presión arterial.
  • Limita el crecimiento de células cancerígenas y hace más tolerable la quimioterapia.
  • Puede ayudar a reducir el hambre facilitando el control calórico.
  • Promueve la pérdida de peso manteniendo la masa muscular.
  • Fortalece el sistema inmune.

¿Qué puedo comer durante la ventana de Ayuno?

Básicamente líquidos con mínimas calorías siendo el agua el liquido principal.

Es fundamental que durante esta fase estemos bien hidratados para mitigar por ejemplo el posible dolor de cabeza que puede darnos durante el proceso de adaptación, que se debe principalmente a la pérdida importante de líquido y electrolitos durante los primeros días. Además del agua podrás tomar café, té o infusiones o caldo de huesos y verduras.

Cuando se vuelve a comer hay que simplemente volver a la dieta habitual, una dieta equilibrada y basada en comida real, sin ultaprocesados. La frecuencia de tomas debería estar basada en tu sensación de apetito y saciedad.

¿Quién no debería hacer Ayunos intermitentes?

Por regla general, personas con predisposición o que hayan tenido trastornos alimentarios, deportistas que necesitan mucha energía para el rendimiento de su disciplina, ectomorfos (personas de apariencia delgada y fibrosos) que están en fase de volumen, embarazadas o personas con diferentes patologías…

Conclusiones

A pesar de los beneficios que puede presentar el ayuno intermitente, éste es una herramienta más. No es la panacea.

Puede que te funcione o puede que no. Mi opinión es que es más importante que adquieras hábitos saludables como, por ejemplo, mejorar tu descanso, hacer ejercicio físico y elegir una buena alimentación antes que empezar a hacer el ayuno intermitente.

El ayuno es una buena herramienta que los profesionales de la nutrición podemos utilizar, dependiendo siempre del contexto y de la persona, cuando todo lo anterior está bien asentado. Por eso es importante que acudas a un profesional cualificado si decides querer empezar a cuidar tu alimentación. Y si estás dudando si empezar o no, consúltame sin compromiso. 😊

Artículo escrito por Virginia Moreno Haro, Dietista Colegiada nª 2282.

Abrir chat
1
🙂 ¡Hola! ¿Quieres preguntarme algo?
Hola! 🙂👋
¿En qué podría ayudarte?